Consejos de seguridad cibernética

Quien no está en Internet no existe. O al menos eso es lo que se suele decir. Sin embargo, para usar la red y todas sus posibilidades no basta con tener un ordenador con conexión. Es necesario asumir ciertas precauciones y seguir normas básicas de seguridad para que la principal ventaja de Internet, el estar conectado con todo el mundo, no se convierta también en su principal enemigo. Los hackers han demostrado que a la hora de lanzar virus es muy sencillo  infectar a millones de usuarios y ordenadores. Recientemente, por ejemplo, el virus del “ransomware” puso en jaque a grandes corporaciones y organismos de 179 países e infectó a miles de ordenadores.

Actualizaciones

¿Cómo evitarlo? Lo cierto es que protegerse en la red es relativamente sencillo si se siguen ciertas normas de seguridad cibernética. Una de las principales es mantener las actualizaciones del sistema operativo ya que con ello también se actualiza la seguridad. Desde Windows, por ejemplo, recuerdan que la última versión de su plataforma nunca se ha visto afectada por virus.

Antivirus

Del mismo modo es imprescindible contar con un buen sistema antivirus. Es la mejor manera de evitar que los virus accedan a nuestros datos. Tenemos gran variedad de opciones a la hora de elegir un antivirus, incluso gratuitos, si bien no basta con solo instalarlo; hemos de actualizarlo.

Adjuntos desconocidos

Otra norma básica es no abrir adjuntos de remitentes desconocidos. Precisamente esa fue la entrada del virus “ransomware”. Normalmente estos documentos tienen títulos confusos, que pretenden desconcertar al usuario y que suelen hacernos pensar que el remitente es algún banco o entidad pública.  En ningún caso hemos de abrirlo si no estamos seguros de su origen.

Copias de seguridad

Como más vale prevenir que curar, también en Internet, conviene hacer copias de seguridad con bastante frecuencia. Así el usuario se asegura de que conserva los datos importantes, independientemente de que sean infectados por algún virus y le exijan pagar a cambio de liberarlos. También es importante utilizar contraseñas seguras. Muchos expertos recomiendan crear contraseñas distintas y seguras para todos los servicios que se utilizan y usar nombres de usuario diferentes siempre que sea posible.

Wifi Pública

Por supuesto, hay que extremar las precauciones cuando se navega a través de redes WiFi públicas. Si las usamos sin protección, es muy fácil que accedan a nuestros datos. Existen apps que ofrecen seguridad extra y también es muy importante asegurarnos de que las páginas que visitamos cumplen con el protocolo https. Es decir, hemos de controlar que la dirección que estamos visitando empieza por “https://”, un protocolo que cifra la transferencia de datos de forma mucho más segura.

Esto es clave a la hora de acceder a sitios donde el usuario tiene que ingresar información adicional, como ocurre en los casinos online. En la web de Qué casino, por ejemplo, se cumple con el protocolo y se hace un esfuerzo extra para proteger los datos de los usuarios.

Eso sí, al igual que ocurre en la vida real, para utilizar Internet con seguridad también hay que actuar con sentido común.  No divulgue detalles personales en la red, asegúrese de actualizar el software antivirus e infórmese de las nuevas amenazas.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*